15 enero, 2021

CX Noticias

Nueva Era

El senador Julen dejó millonario daño patrimonial en su paso por la SIOP: Víctor Vargas

  • Obras inconclusas, empresas “fantasmas” y asignaciones directas a red de empresarios afines, son investigadas por el ORFIS, aseguró.

Xalapa, Veracruz, 26 de mayo de 2020.- El diputado local Víctor Vargas Barrientos exhortó al senador panista Julen Rementería del Puerto, atender las observaciones que el Órgano de Fiscalización Superior del Estado (ORFIS) emitió de la Cuenta Pública de 2017 y 2018, que implican un daño patrimonial cercano a los 400 millones de pesos, así como el favoritismo que tuvo para con una red de empresarios afines a quienes asignó en forma directa, sin licitación alguna, más de 54 millones de pesos, y deje de seguir calumniando a la actual administración estatal.

“El senador argumenta supuestas obras y empresas “fantasmas” dentro de la Secretaría de Educación de Veracruz, sobre lo cual es importante resaltar que el titular Zenyazen Escobar García ya salió a desmentir, con hechos, estas falsas acusaciones que sólo buscan un beneficio político para el panista, confundir a la sociedad y distraer la atención sobre la negativa de su partido, para reducir en 50 por ciento las prerrogativas estatales que recibe año con año”, enfatizó.

El legislador de MORENA, increpó al senador Julen Rementería quien este martes, se apersonó en el Palacio Legislativo para solicitar se auditen obras educativas, a lo cual refirió que a diferencia del gobierno en el que formó parte, hoy no existen “empresarios privilegiados”, no se pide moche ni se toleran los actos de corrupción al amparo del poder público, sello que distinguió a los gobiernos pasados.

Le recordó que al amparo del tráfico de influencias, del compadrazgo, amiguismo y camarería política, el senador Julen Rementería, como titular de la SIOP, entregó sendos contratos de obra a la empresa del exdirigente estatal del PAN, Pepe Mancha, personaje que en el Gobierno de dos años, logró contratos por más de 70 millones de pesos a través de empresas creadas exprofeso para sacar provecho económico en la administración estatal pasada.

También le encaró que su la auditoría del ORFIS al ejercicio fiscal de 2017 de dicha dependencia, arrojó 52 observaciones por un probable daño patrimonial de 394 millones de pesos, que no han sido aclaradas del todo hasta la fecha, en tanto que el “pregonero de la transparencia” asignó el 60 por ciento de los contratos de obra sin mediar licitación alguna, a pesar de que así lo establecía la propia Ley.

Y detalló: durante su periodo en la SIOP entre 2017 y los primeros meses de 2018, Julen Rementería asignó en forma directa 284 de los 477 contratos de obras programadas, es decir, más del 60 por ciento se dieron sin cumplir con la Ley, ante lo cual, el ORFIS determinó que la dependencia no justificó los motivos para no emitir convocatorias públicas, simple y sencillamente porque tenía consigna de privilegiar a determinados empresarios, entre ellos a Pepe Mancha y a la actual diputada local panista, Monserrat Ortega, a través de la empresa Izal Inmobiliaria.

Ante el protagonismo del senador, el diputado Víctor Vargas consideró que es normal que en las filas de Acción Nacional intente desviar la atención sobre lo que en verdad les duele, como es la reducción de las prerrogativas a los partidos políticos, aprobada en la Reforma Electoral.

“Se levanta y hace señalamientos infundados, cuando el secretario de la SEV, Zenyazen Escobar García, ya desmintió cada uno de los señalamientos que hace, y sigue en la misma, si bien es cierto es importante, quien esté libre de pecado que tire la primera piedra. Como secretario de la Comisión Permanente de Educación, estamos ciertos en el actuar de Escobar García y en la lucha por limpiar a la dependencia de tanta corrupción del pasado”, dijo.

Por último, en su carácter de Vocal de la Comisión Permanente de Vigilancia, anunció habrá de exigir que el ORFIS sancione y haga las denuncias penales correspondientes por las anomalías y obras inconclusas detectadas en la SIOP durante el paso de Julen Rementería, cuyo daño patrimonial podría ser superior a los 400 millones de pesos, pues hay que recordar que dicha dependencia manejó el cuatro presupuesto más alto del estado, unos 4 mil millones de pesos.

A %d blogueros les gusta esto: